Acústica

La acústica es un aspecto cada vez más importante. La población de las ciudades y el tráfico crecen de manera constante. Al ofrecer una buena reducción acústica se aumenta la comodidad en el interior de un edificio. El rendimiento acústico de un edificio está estrechamente relacionado con los materiales utilizados en la edificación y el número de aberturas o huecos en la envolvente del edificio.

Para los sistemas de Reynaers, el valor del aislamiento viene definido por los perfiles en combinación con las juntas. Por supuesto, la elección del acristalamiento correcto también influye. Un vidrio acústico especial aumentará sustancialmente el rendimiento.

Estanqueidad

La estanqueidad juega un papel fundamental en el aislamiento acústico. Siempre que se produzca una fuga de aire, también habrá una fuga acústica. Este es el motivo de que Reynaers dote a todas sus ventanas y puertas de un sellado acústico que garantiza la estanqueidad de los sistemas en combinación con el sellado central. Esta junta acústica funciona mejor en combinación con accesorios ocultos, ya que la junta se puede aplicar de forma continua en el interior.

Vidrio

Otro factor importante es la elección del vidrio acústico. El vidrio doble asimétrico (cristales con grosores diferentes en el interior y el exterior) ayuda bastante a proteger del ruido. Si desea ir un poco más allá, puede optar por un panel de vidrio con capas interiores, que bloquea aún más sonido. Sin embargo, los mejores rendimientos acústicos se logran invirtiendo en un panel de vidrio con capas interiores equipado con una lámina de PVB acústico.