Protección Solar

Uno de los retos más importantes del concepto de eficiencia energética en los edificios es controlar la entrada de luz natural. Es importante encontrar el equilibrio correcto en permitir que la luz solar penetre, evitando al mismo tiempo el sobrecalentamiento del edificio. La manera más eficaz de lograrlo es mediante la aplicación de sistemas externos de protección solar. Una correcta implementación de estos sistemas reduce la necesidad de aire acondicionado, sin comprometer las ventajas de la luz que entra en el edificio.

Reflejo del sol
Para responder a esta necesidad específica, Reynaers ha desarrollado una gama de sistemas Brise Soleil (BS). Se trata de soluciones estéticas y prácticas para proteger los edificios de un exceso de luz solar. Los BS son sistemas de lamas, montados en el exterior de la fachada, que ofrecen la solución de protección solar más eficaz.

El uso de aluminio para tales aplicaciones es evidente debido a su durabilidad, bajo mantenimiento, características de estabilidad y, por supuesto, por el aspecto estético. El diseño de las lamas proporciona un imagen contemporánea al edificio. Este diseño puede destacarse usando colores específicos o tipos de acabado de los elementos.